Tokio, Kioto e Hiroshima

Tokio, Kioto e Hiroshima

Es una ruta clásica para quienes no conocen el país. Pasa por muchos puntos de interés, se puede hacer todo el año y aprovecha las ventajas que ofrece el Japan Rail Pass.

Tras un par de días en Tokio, aclimatándose y contactando con el Japón más urbano –rascacielos, bullicio y neones– se toma el tren bala a Kioto. Se necesitan al menos 2 o 3 días para visitar los mejores templos y jardines de Kioto. Desde aquí se puede visitar Nara, para ver el Daibutsu (Gran Buda), y Osaka, famosa por su vida nocturna y su comida callejera.

También se puede visitar el místico monasterio de la montaña de Kōya-san (y dormir en un templo budista). Luego se sigue al oeste hasta Himeji, para ver el mejor castillo de Japón, el Himeji-jō.

La siguiente parada es Hiroshima y la visita del conmovedor Parque Conmemorativo de la Paz. Al sur está Miyajima, con su santuario flotante. Se puede dormir en un ryokan (posada tradicional) antes de tomar el tren de vuelta a Tokio. Se puede parar en el balneario de Hakone y probar un onsen.

 

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Oso pardo en Alaska.

Los mejores lugares para comer

La profusa oferta gastronómica de estos destinos, que va desde interesante comida callejera a restaurantes excepcionales, ofrece experiencias muy seductoras para los más gourmets

©Gleb Tarro/Shutterstock
Paradas de comida cerca del río Nakasu

Cuándo ir

Temporada media (med mar-may y fin sep-nov):

  • En primavera, con un clima inmejorable, florecen los c
© masary78 / Shutterstock